You are currently browsing the tag archive for the ‘web 2.0’ tag.

@mancini me prestó Here comes everybody, (Aquí vienen todos, en español) de Clay Shirky. Un “must read” si quieres entender cómo las nuevas conductas adoptadas por las personas que usan herramientas web 2.0 están cambiando la sociedad en su conjunto. Pronto un post con las ideas fuerza de esta lobra indispensable.

Sin embargo, ahora quiero compartir una frase de este libro sobre la crisis de los medios impresos en Estados Unidos, que bien podríamos interiorizarla en Latinoamérica. Shirky cuenta cómo Howard, un tío suyo y propietario – editor de un diario en una localidad de Missouri, afrontó el lanzamiento del USA Today.

Al igual que la mayoría de los dueños de periódicos, Howard se enfocó en cómo competir contra este diario de circulación nacional, ello en lugar de tornar su mirada hacia una plataforma que vendría a cambiar su industria pocos años después: la Internet.

“Howard could imagine someone doing what he did, but better. He couldn’t imagine someone making what he did obsolete”.

Wow, de solo leer estas líneas me recuerda la discusión sobre qué debemos hacer los periodistas ante la situación que estamos viviendo. ¿Más y mejor periodismo? Perfecto. ¿Dinero para solventarlo? Ahí está el dilema.  ¿Curar, difundir, administrar el flujo de información? Creo que por ahí va el tema, pero lo estamos descubriendo, poco a poco. Solo dentro de algún tiempo podremos decir si lo hicimos  bien. Pero no le creas a quien te dice que tiene la fórmula mágica para salvar a los medios impresos peruanos de una posible debacle. Tampoco confíes en quienes solo teorizan, cree en quienes hacen cosas porque todo – y créeme cuando te digo que TODO – está en etapa de prueba.

Estas semanas he estado inmerso en la creación de Reportube, un proyecto de la Gerencia de Medios Digitales de El Comercio. La idea es utilizar la nueva herramienta YouTube Direct para lograr la participación de los usuarios, a través de videos.

En este proyecto hemos abierto nuestra convocatoria, no solo para el uso de la herramienta de YouTube, sino también para buscar la capacidad de los usuarios de enviar sus propias iniciativas. Además nuestra intención es lograr ubicar a videorreporteros por todo el mundo, que puedan colaborar de manera profesional con la web de El Comercio.

El tema de la participación de los usuarios dentro de las páginas web de medios de comunicación no es para nada nuevo y es una tardía reacción de los medios tradicionales a las tendencias naturales de la web 2.0.

Lo que hace la diferencia es que, una plataforma como YouTube, realiza esfuerzos para que los medios tradicionales tengan las mayores facilidades técnicas para lograr la participación con video de su audiencia. Es algo así, como servirle la mesa a los viejos medios para que intenten entender las nuevas filosofías sobre colaboración y código abierto, en favor de la noticia.

Los medios tradicionales tienen que entender ahora que ya no es momento de desarrollos propios tecnológicos. Esa etapa, en muchos casos, ya pasó, pues estos desarrollos están muy lejos de su alcance. Hoy es el momento de los APIs. De la aplicación y personalización de desarrollos ya creadas por plataformas especializadas. Tecnología de otros para sus noticias.

Ahora los medios tradicionales no deben preocuparse del cómo funciona, sino para qué funciona. En el caso de YouTube Direct, tienen que pensar en para qué usar  “una caja” que permite la participación en video de los usuarios de un medio tradicional por Internet.

Participación que permitirá tener la opinión audiovisual de la audiencia así como sus producciones en video.  Y participación que hará que los medios tengan acceso a  la más grande red de reporteros audiovisuales alguna vez pensada.

Noticias ciudadanas, como complemento y hasta protagonistas de la información en un medio tradicional en Internet y con la tecnología de YouTube, la más grande plataforma de video participativo del mundo.

Está es la convocatoria de ReporTube:

periodista2

Lo que nos debe quedar claro, a estas alturas del camino, es que en estas épocas de web 2.0 las empresas que han tenido éxito tuvieron que renunciar a alguno de sus principios esenciales en el mundo físico y escribal. Acá algunos ejemplos:

Wikipedia renunció al control editorial central y se la entregó a los usuarios, Napster renunció a la idea del catálogo musical único, para reemplazarlo por los playlist de millones de usuarios, Google renuncio a los grandes clientes y optó por los pequeños anunciantes a través del Adsense (hasta que compró Doubleclick) y Amazon renunció a contar con un establecimiento físico y optó por un exposición de libros casi infinita en la red.

Entonces ¿A qué debe renunciar el periodismo para intentar tener éxito en la web 2.0?

1.- Debe renunciar al ser el único que jerarquice la información. Ahora los usuarios, el tiempo, o hasta un robot algorítmico, pueden también hacerse cargo de ese trabajo. Ejemplos como Digg nos han enseñado que los usuarios también pueden decidir su portada. También están los blogs y Twitter que nos han aleccionado que ahora la información más importante es la última publicación. Mientras que Google News, con su algoritmo, nos ha entregado una nueva portada de noticias definida por un robot.

2.- Debe renunciar a la alerta informativa. La información de último momento, antes patrimonio de la radio y la televisión en vivo, ahora es propiedad de los usuarios a través del Twitter y el Facebook. Ni la red de periodistas en calle más grande del mundo podrá con la cobertura que realiza cualquier persona con un celular multimedia y una conexión a Internet.

3.- Debe renunciar al acceso exclusivo a la información. Antes los periodistas tradicionales eran profesionales privilegiados que podían llegar a información exclusiva, en un mundo de escasez. Ahora con la red, cualquier persona puede acceder a documentos públicos, fuentes de información, hemerotecas, bases de datos, videotecas, entre otros muchos tipos de información de acceso público, a través de Internet. Ahora los periodistas tienen que ser expertos navegadores en un mar de información.

4.- Debe renunciar a ser los únicos privilegiados de publicar noticias. Ahora los periodistas deben entender que lo que ellos definían como lectores, televidentes u oyentes, ahora son usuarios, y aún más que eso, son ‘prosumidores‘: productor y consumidor de información. Ahora los blogs son una fuente inagotable de información noticiosa creada en muchos casos, no por periodistas, sino por usuarios.

5- Debe renunciar a la exclusividad de una noticia en un medio. Parte de la cultura de la información en Internet está en el compartir y redefinir la información permanentemente. Las noticias deben ser para compartir siempre. El periodista debe ambicionar que su noticia sea linkeada, retwitteada, googleada, indexada, recomendada y hasta copiada en cualquier otro medio o plataforma (respetando siempre la fuente de la noticia). La noticia debe trascender a su propio medio de publicación.

dayli

A comienzos de junio había leído acerca del agregador de noticias Daily Perfect, pero recién lo he probado ayer luego de leer un post de The Nieman Journalism Lab.

Luego de darle tu nombre completo, Dailyperfect.com escanea la Internet en busca de una “huella digital” con información pública de cada uno de nosotros disponible en páginas web de inicio, redes sociales, foros y demás.

La tecnología detrás del agregador de noticias, ideada por la compañía Ambient Sound Investments (ASI), en Estonia, analiza esta huella digital, obtiene una lista de intereses y, en base a la misma, busca en miles de feeds para ofrecer al usuario una página personalizada de noticias.

Cuando hice la prueba, arrojó resultados interesantes para “Pedro Rivas Ugaz”: además de entregarme noticias sobre Perú, tecnología, Internet, también me mostró información sobre videojuegos, manga, anime y cómics, que son algunas de mis aficiones. Además de ofrecerte una lista de personas a las que te recomienda seguir, también puedes conectarlo a tu cuenta de Facebook.

Dailyperfect.com es ese tipo de servicios al que algunos grupos comunicacionales de Estados Unidos y Europa les tienen tirria. Para ellos, los agregadores de noticias se benefician de su producción de información y contenido sin pagar retribución alguna. Una posición con la que no concuerdo. Lo que hacen es “poner en bandeja” la información que queremos consumir. Por ello concuerdo con el slogan de Dailyperfect: Your news your way (Tus noticias a tu manera).

Sigue a Pedro “El Barbaro”

Sigue a Diego “El Invasor”