Durante varios años uno de los grandes errores de los medios de comunicación tradicionales en Internet, sobre el uso de información producida por los usuarios, ha sido esperar que su público le envíe información. Los medios es su gran arrogancia, pensaron que los usuarios los utilizarían para lanzar información producida de manera “amateur”.

Muchos proyectos de periodismo participativo siempre tenían como premisa el slogan “envíanos tus fotos”, “mándanos tus videos”. Estás eran las respuestas de los periódicos en Internet ante la apertura del “periodismo ciudadano”. Uno de los pocos espacios exitosos que encontraron los medios para lograr la participación de la audiencia fueron los comentarios, los que han evolucionado hasta lograr una integración con las redes sociales.

Sin embargo, los medios no se daban cuenta que la gente ya estaba participando, con información de todo tipo, a través de plataformas como blogs, YouTube, Twitter y Flickr. Las personas en su propia inteligencia y estupidez comenzaron a colgar todo tipo de materiales, desde los más banales hasta los más informativos.

Los medios comenzaron a quedar al margen de toda esta información creada por la audiencia por varias razones: por subestimarla, al creer que era información social y no noticiosa. Por devaluarla, al creer que la información lanzada no era profesional. Por ignorarla, al ni siquiera saber de su existencia y dinámica.

Como ya dije muchas veces, la profesión del periodismo está en franca mutación y una de estas modificaciones es entender como trabajar la información producida por la audiencia. La respuesta es fácil. Seguir haciendo periodismo para transformar esta información en reales noticias de interés. Es en este camino que en el equipo de Medios Digitales de El Comercio hemos creado ReporTube, un diario hecho 100% con YouTube (Mancini dixit).

¿Para qué esperar que la audiencia nos envíe videos si ya los cuelgan en YouTube? Esta es la premisa de este proyecto de videorreporterismo participativo. Lo que hace “ReporTube” es ser un selector, agregador y tag de videos ciudadanos de interés noticioso. En ReporTube trabajan dos productores de noticias (data curators) que busca, encuentra, integran y presentan información. Además estos productores de contenidos no piden que la audiencia les mande video, sino solicitan que les avisen cuando ya han publicado en YouTube (con un hasgtag, mail, o YouTube Direct).

Un caso similar es el que está reproduciendo Perfil de Argentina con “140” , un diario hecho 100% con Twitter. En este sitio la premisa es la misma que la anterior. Se produce tanta información noticiosa a través del Twitter que es imposible mantenerse ajena a esta. Funcionarios públicos, actores, cantantes y ciudadanos en general comienzan a usar tanto el Twitter en Argentina, que es necesario un agregador de contenidos basados en esta plataforma de 140 palabras. Para este proyecto se cuenta con un equipo de productores de noticias que buscan, reúnen e integran la información nacida en Twitter.

A partir de estos dos ejemplos, ¿Por qué no plantearnos una portada de un medio tradicional creada con el flujo informativo de la audiencia? Videos de YouTube, fotos de Twitpic y Flickr, categorías basadas en hashtags, noticias de último momento con información de Twitter y flujos noticiosos basados en blog. Una portada paralela a la creada por los periodistas, como un espejo ciudadano de las “noticias profesionales”

Cómo ven estos dos ejemplos son claras respuestas para delinear el camino que debe seguir el periodismo tradicional ante la consolidación de la información creada por la audiencia. El periodismo participativo o ciudadano, no lo construyen los usuarios sino los periodistas.