Estas semanas he estado inmerso en la creación de Reportube, un proyecto de la Gerencia de Medios Digitales de El Comercio. La idea es utilizar la nueva herramienta YouTube Direct para lograr la participación de los usuarios, a través de videos.

En este proyecto hemos abierto nuestra convocatoria, no solo para el uso de la herramienta de YouTube, sino también para buscar la capacidad de los usuarios de enviar sus propias iniciativas. Además nuestra intención es lograr ubicar a videorreporteros por todo el mundo, que puedan colaborar de manera profesional con la web de El Comercio.

El tema de la participación de los usuarios dentro de las páginas web de medios de comunicación no es para nada nuevo y es una tardía reacción de los medios tradicionales a las tendencias naturales de la web 2.0.

Lo que hace la diferencia es que, una plataforma como YouTube, realiza esfuerzos para que los medios tradicionales tengan las mayores facilidades técnicas para lograr la participación con video de su audiencia. Es algo así, como servirle la mesa a los viejos medios para que intenten entender las nuevas filosofías sobre colaboración y código abierto, en favor de la noticia.

Los medios tradicionales tienen que entender ahora que ya no es momento de desarrollos propios tecnológicos. Esa etapa, en muchos casos, ya pasó, pues estos desarrollos están muy lejos de su alcance. Hoy es el momento de los APIs. De la aplicación y personalización de desarrollos ya creadas por plataformas especializadas. Tecnología de otros para sus noticias.

Ahora los medios tradicionales no deben preocuparse del cómo funciona, sino para qué funciona. En el caso de YouTube Direct, tienen que pensar en para qué usar  “una caja” que permite la participación en video de los usuarios de un medio tradicional por Internet.

Participación que permitirá tener la opinión audiovisual de la audiencia así como sus producciones en video.  Y participación que hará que los medios tengan acceso a  la más grande red de reporteros audiovisuales alguna vez pensada.

Noticias ciudadanas, como complemento y hasta protagonistas de la información en un medio tradicional en Internet y con la tecnología de YouTube, la más grande plataforma de video participativo del mundo.

Está es la convocatoria de ReporTube: