Quedé muy impactado con el reportaje que emitió el domingo ‘Día D’, en donde se ve como un niño puneño, agonizando ante cámaras, a causa de una pulmonía. 

Hay dos cosas que me llamaron mucho la atención del reportaje. Primero es la reacción de la reportera ante el suceso. Se mantiene como una espectadora,  sin participar del hecho.  Sin intentar hacer algo para evitar la agonía del niño.

 El niño está a punto de morir ahogado por su propia flema, en la sala de espera del Hospital. Y ni la madre y mucho menos los médicos hacen algo para salvarlo. En medio de todo esto, está el camarógrafo, quien documenta la escena y la reportera, quien se mantiene al margen del hecho (hasta donde se ve).  En el reportaje solo se escucha el relato de la periodista, quien describe la trágica escena.

Mi gran duda es si la periodista debía intervenir en el hecho o dejar que sucedan las cosas. Tampoco sé si en verdad la reportera podía hacer algo. Sin embargo, cuando veía el reportaje, no podía evitar, ponerme en su lugar e imaginarme gritando, en medio de los pasillos del hospital, para que ayuden al niño que agonizaba

El segundo punto que me llamó la atención fue la edición del video que exalta, con un dramatismo sensacionalista, la agonía del niño. Con música de la película ‘Requien for a Dream’  y cortes de video seguidos, para mostrar los distintos rostros de asfixia del niño, tratan de resaltar una escena, que en crudo, ya era impactante de por si.

Trato de no juzgar a la reportera, ni al camarógrafo, pues es una situación extrema. Además no sé que pasó tras de cámara. Sin embargo, no puedo evitar relacionar este reportaje con la foto ganadora del Pulitzer 1994 del niño sudanés y el buitre, del fotógrafo Kevin Carter.

“Es la foto más importante de mi carrera pero no estoy orgulloso de ella, no quiero ni verla, la odio. Todavía estoy arrepentido de no haber ayudado a la niña”, dijo alguna vez Carter, quien  meses después de recibir el premio se suicidó.

pulitzer94_1802

Lo que no cabe duda, es el valor de este tipo de reportajes sobre el friaje, que nos hace abrir los ojos ante una tragedia que sucede ante la pasividad de todos. 

Blogs relacionados:

Perú 2.1 de Marco:  Frío, todavía

El Morza: Siguen llorando de frío

Grupo de Facebook para ayudar a los niños que mueren del frío en la puna.

Campaña de la blogósfera iniciada por Aquiles Martín:

campa_a_por_los_ni_os_del_per_

Ilustración: Miguel Det (El Otorongo/ Perú.21)